RSS

Los niños nacidos en invierno tienen más esperanza de vida

Después de este parón ocasionado por las vacaciones y otro tipo de obligaciones y con la férrea intención de actualizar de manera periódica, volvemos a los mandos del blog con un peculiar estudio desarrollado por Guillermo López Lluch, miembro asociado del Link-age, grupo de investigadores europeos centrados en el estudio del envejecimiento, que asegura que el frío es un factor ambiental que "mejora la longevidad" y que, por tanto, los niños nacidos en invierno tienen más esperanza de vida.


El experto basa su intervención en la 'teoría de la fiabilidad', que sostiene que el envejecimiento es una "acumulación de daños a lo largo de la vida que hacen que el organismo vaya incrementando el riesgo de fallos, dificultando así el desarrollo de la actividad biológica hasta que se llega a la etapa de la catástrofe, que es la muerte".

Teniendo en cuenta que, según la exposición de López Lluch, el ser humano "comienza a acumular daños desde que nace", se están planteando estudios que establecen una relación directa entre cómo afectan los primeros años de vida al desarrollo de enfermedades durante la edad adulta y al propio envejecimiento en sí.

Está claro que hay multitud de causas que inciden en el envejecimiento (en concreto las mutaciones somáticas, el desgaste, la acumulación catastrófica de errores, la programación genética, la pérdida o inactivación del ADN nuclear o mitocondrial o las alteraciones en la diferenciación celular), pero lo cierto es que la especificada en primer lugar es en principio, además de la más curiosa, la más fácil de asegurarse.


3 comentarios:

Juanjo dijo...

¡Ya te echábamos de menos!

Un abrazo.

Mr Blogger dijo...

En el reino animal es común que las crías nazcan en invierno. Si resulan ser lo suficientemente fuertes como para llegar al verano, crecerán sanas.

EL SUM dijo...

como siempre, muy interesante tu informacion!

Saludos!