RSS

¿Necesitan los niños gafas de sol?

Las radiaciones solares pueden llegar a ocasionar graves lesiones en los ojos e incluso provocar una pérdida de visión importante a la larga. Y es que nuestros ojos son hasta 20 veces más sensibles que la piel.

Pese a que los niños son una población con alto riesgo de daño solar, sólo el 2% de los niños utiliza gafas de sol ya que sus padres consideran que estas son sólo para adultos, sin tener en cuenta que el 80% de la radiación solar que penetra en nuestros ojos y que puede provocar daños en nuestra visión se recibe antes de los 18 años.

Así, son los niños los que están expuestos a un mayor riesgo ya que sus sistemas oculares están menos desarrollados y reciben más radiación solar que los adultos.




Para evitar estos problemas, los expertos nos dan una serie de recomendaciones:

  • Llevar a los niños provistos de sombrero y gafas de sol siempre que vayan a estar en contacto con el sol.
  • No exponerlos NUNCA al sol entre las 12 y las 16 horas.
  • De manera prioritaria, proteger los ojos del sol en la playa, ya que la arena blanca refleja hasta el 15% de la radiación solar.
  • Es indispensable que, al igual que sucede con los adultos, las gafas de sol sean homologadas. De lo contrario pueden hacer más mal que bien en nuestra visión.

Vía: 20 Minutos.



Existen numerosas marcas infantiles que ya nos ofrecen a nivel mundial estos artículos en sus catálogos, entre ellos Chicco o Kidz Banz, quienes nos facilitan notablemente la tarea al clasificar sus productos según la edad del pequeño.

2 comentarios:

Marinel dijo...

Mis hijos siempre las llevan en verano.Pero la verdad es que a la peque, le duran poco puestas,porque se las quita cada dos por tres.
Sin embargo creo que es muy beneficioso este consejo, ya que pensamos que al ser chiquitines no las deben llevar y es un error que no sabemos hasta que se nos informa debidamente.
Besos.

sonia7386 dijo...

La verdad es que yo nunca use gafas de sol de peque y ahora que soy mayor solo las uso cuando me apetece, este "verano" las he usado más pero hasta ahora casi las llevaba muy de vez en cuando.

Mi sobrino cumplió dos años en abril y una amiga de mi hermana le regaló unas gafas de sol (de óptica por supuesto) super chulas, a mi me hizo gracia, pero estando allí hubo otros dos niños que también iban para lo mismo. La verdad es que es algo importante y que nunca me había dado por pararme a pensarlo.

Un saludo